Descubre Sun Moon Lake

 

A tanto sólo 64km de Taichung (unas dos horas de bus) podrás encontrar el precioso Sun Moon Lake, la mayor reserva de agua de Taiwan. Este lugar es también la casa de la tribu Thao y una zona muy interesante para los turistas, sobre todo en el Año Nuevo Chino.

Si te gustaría pasar unos días visitando Sun Moon Lake y sus alrededores te interesará saber que aquí vas a encontrar varios hoteles y apartamentos preparados para recibir a cientos de turistas.

En nuestro caso, decidimos pasar sólo un día en este lago para luego volver a Taichung.

Lo primero que hicimos tras bajar del bus fue conseguir un mapa de la zona en la oficina de turismo para así poder descubrir que actividades llevar a cabo.

Aquí puedes encontrar las mejores atracciones de Sun Moon Lake:

Sun Moon Lake Circular Walk

Después de tomarnos un café en una cafetería local, decidimos explorar los caminos del embarcadero más grande del lago: Shueishe Pier

Estos caminos se pueden recorrer tanto a pie como en bicicleta, y son una auténtica maravilla, ya que no sólo vas a descubrir preciosas zonas verdes, sino que vas a alucinar con el agua turquesa del lago. Además, es una zona preciosa para encontrarse con pescadores locales y aventureros que se animan a dar un buen paseo mañanero.

 

 

Sun Moon Lake Shuttle Boat

La mejor manera de descubrir este lago y sus montañas es utilizando uno de los varios ferries que encontrarás en los distintos embarcaderos de la isla.

Teniendo en cuenta que hay varias compañías, te recomiendo que eches un ojo a la web Taiwan Sun Moon Lake Boats. Aquí encontrarás toda la información necesaria sobre los distintos barcos, sus precios y sus horarios.

Si te animas a coger un ferry podrás visitar las siguientes zonas:

Shueishe Pier

Aunque este es el área más turística de todo el recorrido, Shueishe Pier es un buen lugar para pasear, disfrutar de la naturaleza y visitar lugares tan especiales como el Templo Longfeld.

Ita Thao Pier

Otra opción es visitar Ita Thai Pier y descubrir el antiguo pueblo de los Thao, una tribu aborigen taiwanesa.

Lo más interesante de esta zona es poder perderse entre sus estrechas calles y sus mercados de comida. Si quieres probar comida tradicional taiwanesa y comprar souvenirs típicos de esta isla, este es el lugar para hacerlo.

Además, desde el muelle podrás disfrutar de unas fantásticas vistas al telesférico de Sun Moon Lake.

 

Xuanguang Pier

Desde mi punto de vista, esta es la zona más interesante del lago.

Una vez que desciendas del ferry podrás disfrutar del precioso templo Xuanguang el cual, dependiendo de la época del año, puede estar un poco lleno de turistas venidos de distintos países.

Este templo se erigió en honor a Xauanzang, un conocido monje que dedicó su vida a dar a conocer las enseñanzas budistas. Esto hace que este templo sea uno de los lugares favoritos de los turistas que se acercan a esta zona.

Sin embargo, este no es el único templo creado en honor a Xuanzang.

En lo alto de la montaña se encuentra uno de los templos más increíbles que jamás he visitado: Master Xuanzang Memorial Hall.

 

Al templo se puede llegar a pie o con un medio de transporte como el coche o el autobús.

Te recomiendo subir a pie, andando por los distintos senderos montañosos rodeados de naturaleza y animales exóticos. Por esto último no te preocupes, tienen tanto miedo de las personas que en cuanto oyen un ruido se esconden 😉

 

En nuestro caso decidimos subir a pie hasta el templo mientras hacíamos fotos de la naturaleza. Durante el camino no encontramos ningún otro turista, como mucho algún local que estaba disfrutando del lugar, y lo agradecimos muchísimo, ya que esto hizo la subida al templo más especial si cabe.

Una vez que llegues a lo alto de al montaña y accedas al templo podrás disfrutar de unas vistas espectaculares desde su explanada central.

 

El templo es uno de los más increíbles que he visitado hasta la fecha.

En la primera planta encontrarás monjes rezando y meditando, por lo que evita hacer ruido y no olvides entrar sin zapatos como señal de respeto. En cambio, la segunda y tercera planta están preparadas para las visitas, ya que aquí encontrarás más información sobre Xuanzang y su historia.

Visitando este lugar podrás entender la importancia de este monje que cruzó gran parte del continente asiático para ir a buscar los sagrados libros budistas originales y traerlos de vuelta a Taiwan. Este viaje duró más de 20 años, y desde que lo finalizó sus contribuciones al budismo han sido innumerables.

Lalu Island

Esta pequeña isla situada en medio del lago estuvo habitada por la tribu Thao hace muchísimo tiempo. Con el tiempo este precioso lugar ha perdido parte de su superficie debido a la construcción de una presa en 1930 y al terremoto de 1999 del que te hablé en nuestro post sobre Taichung.

Su fragilidad y poca capacidad la convierten en un lugar mágico imposible de visitar para los turistas.

 

Importante: El ticket del ferry te permite subir y bajar en las distintas zonas del lago cuantas veces quieras durante el mismo día.

Teleférico Sun Moon Lake 

El teleférico Sun Moon Lake, con una longitud de 1.877 metros, circula entre Ita Thao Pier y Formosan Aboriginal Culture Village y pasa por dos montañas a una altitud de 1.000 metros.

Este teleférico es usado como un medio de transporte público por los lugareños y, al mismo tiempo, como atracción turística por los turistas.

Las cabinas teleféricas están diseñadas con tres colores diferentes: rojo, amarillo y azul, que representan el cielo, la luna y el lago.

Tu turno

¿Has estado alguna vez en Sun Moon Lake?

Esta reserva natural es una de las zonas más bonitas de Taiwan. Aquí podrás disfrutar de un paseo a orillas del lago, de una preciosa jornada andando en bici, de los intensos mercados callejeros y, al mismo tiempo, podrás descubrir templos de una belleza indescriptible.

Disfruta de tu día en Sun Moon Lake y, si te animas, puedes enviarme una foto a través de IG o Twitter. Además no dudes en compartir este post si te ha gustado o en dejar un comentario en el blog para compartir tus impresiones.

¡La próxima parada de este viaje es Kaohsiung. Allí nos vemos!

 

Anuncios

8 razones para visitar Taiwan

Después de 22 horas de viaje (incluyendo tres vuelos con Cathay Pacific), 3 horas de sueño, 2 películas y 3 episodios de Sexo en Nueva York, por fin llegué a Taiwan.

He de reconocer que el viaje fue muy cómodo. Era la primera vez que viajaba con Cathay y me da a mí que no va a ser la última 😉

Otra confesión que debo hacer es que Taiwan nunca había estado en mi lista de viajes. De hecho, nunca había pensado visitar esta isla de no ser porque una muy buena amiga mía se mudó allí. Es por esto que cuando decidí llevar a cabo este viaje no tenía ni idea de lo que me podía encontrar en Taiwan, y eso hacía esta escapada todavía más emocionante.

Ahora que he vuelto y que ha pasado un tiempo desde mi viaje, me doy cuenta de que Taiwan debería estar en la lista de países por visitar de todo el mundo, de hecho, mi recomendación es que consideres Taiwan como tu próximo destino de vacaciones.

Para entender mejor las razones por las que digo esto, te animo a que visites mi blog en las próximas semanas, ya que voy a contarte más cosas sobre este gran país a través de distintos posts.

Hoy empiezo este “post series” sobre esta increíble isla resumiendo mis 8 razones principales para visitar Taiwan.

1. Su gente

No tengo palabras para describir la amabilidad de los taiwaneses. Aunque muchos de ellos (bueno, casi todos) no hablan inglés, siempre están dispuestos a ayudarte.

2. Sus preciosos templos

Los taiwaneses son bastante religiosos, lo que hace que puedas encontrar diversos templos repartidos por todo el país.

Es interesante visitarlos y descubrir más sobre su religión y tradiciones. De hecho, los ellos mismos agradecen que te intereses por su cultura y no tienen ningún inconveniente en abrir las puertas de sus templos a los turistas. Sin embargo, no olvides que estos son edificios sagrados y hay unas reglas que deberás cumplir.

En las próximas semanas te voy a mostrar algunos de los templos más impresionantes de Taiwan.

3. En Taipei vas a encontrar el octavo edificio más alto del mundo  

Taipei 101 (que como su nombre bien indica tiene unos cuantos pisos) era el edifico más alto del mundo hasta 2010.

Esta torre no es sólo un centro de negocios, sino un lugar muy interesante para los turistas, ya que desde la planta 91 podrás disfrutar de unas vistas impresionantes de Taipei.

Próximamente te contaré más cositas sobre este edificio 😉

4. Sus paisajes unicos 

Cuando los marineros portugueses avistaron Taiwan por primera vez, allá en el año 1500, se enamoraron de tal manera de esta isla que la llamaron “Ilha Formosa” (isla hermosa). Este nombre permaneció como nombre oficial de la isla hasta la llegada de la dinastía Ming.

5. Tienen un museo dedicado a los globos y otro a los terremotos

¿Conoces algún museo del globo? La primera vez que oí hablar sobre este museo ¡no podía creelo! ¡Me parecía tan genial…!

¿Y el museo sobre los terremotos? Todo un descubrimiento para descubrir más sobre el “anillo de fuego” donde se sitúan países como Taiwan, Japón y USA.

De hecho, la razón por la que se creó este museo fue porque en 1999 Taiwan sufrió un terremoto de magnitud 7,3 grados en la escala de Richter, el peor de su historia, que mató a 2.400 personas.

Con este museo se pretende concienciar y educar a la población para que, en caso de que un acontecimiento así vuelva a ocurrir, sepan como actuar.

¿Conocías la existencia de este tipo de museos?

6. La comida taiwanesa está considerada una de las mejores del mundo 

¿Te animas a probarla?

En la próximas semanas te daré pistas sobre dónde comer en las distintas ciudades taiwanesas que visitaremos juntos 😉

7. Sus senderos 

Taiwan ofrece una gran cantidad de senderos donde pasear o hacer escalada, dependiendo de la dificultad del mismo. Entre los lugares más conocidos para perderse se encuentran los senderos del Parque Nacional de Taroko y el precioso Parque Nacional de Kenting.

8. Los mercados nocturnos 

Aunque Taiwan es un país con mucha vida, sobre todo a partir de las 10 de la mañana, no es hasta el atardecer cuando se despierta de verdad y comienza a mostrar su cara más tradicional.

Esta preciosa isla está llena de los famosos mercados nocturnos, dónde podrás encontrar tanto deliciosa comida tradicional como productos textiles y tecnológicos.

Si de verdad quieres descubrir el estilo de vida taiwanes, debes perderte por estos mercados.

Taiwan Post Series

¿Te animas a visitar este increíble país?

En las próximas semanas empezaremos un viaje a través de distintas ciudades como Taichung, Jiufen o Kenting.

Juntos descubriremos cosas muy interesantes sobre la cultura taiwanesa, su historia, su gente, su comida y sus diversas tradiciones. Si estamos conectados vía IG seguro que ya has visto todas las fotos que he ido subiendo de mi viaje a Taiwan 😉

Nuestra primera parada será la espectacular ciudad de Taichung.

En los próximos días descubriremos más sobre la tercera ciudad más poblada de Taiwan que, a su vez, es la metrópoli más tradicional de la isla.

Pasa una buena semana y nos leemos en breves 🙂

 

*  cuando hablo de “turistas” ten en cuenta que Taiwan es un destino muy apreciado entre locales y personas que viven en China, por lo que casi siempre estaré hablando de personas de ambos países.

Cómo convivir con la Deutsche Bahn

trenes alemania transporte deutsche bahn

Seguro que alguna vez has oído que los alemanes tienen grandes servicios públicos, que son gente muy educada y que, además, nunca llegan tarde a ningún sitio porque son extremadamente puntuales.

Bien, tras un tiempo viajando en tren casi diariamente por razones laborales tengo que decirte que todo lo anterior es un mito. O por lo menos si todo lo anterior está relacionado con la Deutsche Bahn (la compañía de trenes alemana).

A ver que me explico; los alemanes son educados y puntuales por principio, sin embargo, cuando traspasan la puerta de una estación de tren cambian radicalmente y se transforman en simples mortales para los que la puntualidad, la calma y la paz interior no existe. Pero, ¿por qué digo todo esto? Básicamente porque la Deutsche Bahn se caracteriza por ser la antítesis de los alemanes: impuntual.

El motivo de sus constantes retrasos o cancelaciones sin previo aviso no está del todo claro y aunque hay varias teorías (algunas incluso surrealistas), la más aceptada entre los alemanes es la que culpa a la elevada cantidad de obras que se están llevando a cabo para mejorar las infraestructuras.

Sin embargo, esas obras parecen no terminar nunca y muchas veces se enlazan unas con otras poniendo, en demasiadas ocasiones, la paciencia de los usuarios a prueba. ¿Significa esto que los trenes comienzan su recorrido impuntuales? Para nada. Los trenes suelen salir puntuales de su origen pero, a medida que avanzan, acaban retrasándose debido a las distintas obras que se van encontrando por el camino.

Cuando traspasan la puerta de una estación se transforman

Según el Financial Times, este problema ha llevado a la Deutsche Bahn en varias ocasiones a convertirse en “la empresa más detestada por los alemanes” y supone un constante quebradero de cabeza para los directivos de  la misma a la hora de mejorar su imagen.

transporte alemania Deutsche Bahn trenes

Tengo entendido que depende de la zona de Alemania donde te encuentres este problema se agrava en mayor o menor medida. En la región de NRW (Renania del Norte-Westfalia) te puedo decir por experiencia que montar en un tren supone una aventura nueva cada día, ya que el problema de la impuntualidad alcanza cotas muy elevadas en esta zona del país.

Debido a este pequeño problema de impuntualidad el carácter de los alemanes se transforma un poco una vez cruzan la puerta de una estación de tren, lo que suele suponer otro pequeño problema a los extranjeros (sobretodo si se esta de paso en el país o si se es un recién llegado). Por ello, me gustaría darte unas pistas para poder convivir con la Deutsche Bahn (y en una estación de tren):

  • Descárgate la aplicación de la DB

Ya que hay muchas opciones de que el tren llegue tarde, o de que simplemente ni aparezca, mejor saber a que hora llegará ¿no? Eso debieron pensar los CEO de la Deutsche Bahn cuando intentaban mejorar la imagen de la empresa, por lo que crearon esta aplicación a la que millones de usuarios están enganchados.

Otros puntos positivos de esta aplicación es que siempre indican el andén en el que va a parar el tren (dato importante, no dejes de leer para descubrir la razón), suelen mostrar rutas alternativas cuando el tren (mágicamente) es cancelado y sirve para todos los servicios públicos de Alemania, no sólo para los trenes de la Deutsche Bahn.

 

Las rutas entre Colonia y Düsseldorf
Las rutas entre Colonia y Düsseldorf tienen retraso por un fallo       técnico. En Hamburgo hay retraso por una investigación policial

 

  • Camina sin pausa y ¿sin? prisa

Una vez entres en la estación, sobretodo en estaciones grandes y en hora punta, intenta caminar rápido si quieres conservar tu integridad física.

Como he mencionado antes los trenes en Alemania suelen tener un leve problema de puntualidad lo que significa que mucha gente al llegar a su destino no tienen más remedio que salir corriendo si quieren llegar a coger otro tren. Y, ¿qué implica esto? Carreras maratonianas a cualquier hora del día (sobretodo en hora punta) en las estaciones de tren, gente que corre de un lado a otro, masas de gente bajando a toda prisa las escaleras del andén…

Por ello te recomiendo lo siguiente: Mira siempre en la aplicación de la DB a que andén llega tu tren, así tienes un objetivo y puedes andar a paso ligero hacia el mismo. Si ves que tienes tiempo de sobra y ya estás en la estación camina siempre por el centro, evita los laterales, (recuerda las escaleras llenas de gente bajando a toda prisa) de manera ligera o entra en alguna tienda a pasar el rato.

Al principio creía que corrían por miedo a perder el tren, hasta que un amigo alemán me explicó el verdadero motivo

  • Deja salir antes de entrar

Como ya he dicho al principio los alemanes son educados por naturaleza, por lo que cuando llega el tren lo primero que hacen es dejar salir antes de entrar. Para ello se apartan a los lados permitiendo así la salida de los viajeros.

Este proceso parece muy sencillo y civilizado hasta que alguien descubre que el tren que acaba de llegar está casi lleno. En ese momento los nervios se suelen apoderar de los alemanes y comienzan a darse pequeños empujones entre ellos hasta que la ultima persona sale del tren.

En el momento que esa persona (pobre… alguna vez he sido yo) pone un pie en el último escalón de las escaleras de salida todos los alemanes comienzan una carrera indescriptible para conseguir un asiento, sin importarles si esa última persona ha conseguido sacar el 100% de su cuerpo del tren.

Próximas salidas (los recuadros blancos indican los retrasos)
Próximas salidas (los recuadros blancos indican los retrasos)
  • Cambio de vía

¿Recuerdas que al principio he dicho que es importante saber en que andén va a parar el tren? Pues bien, ha llegado el momento de explicar porque.

En ocasiones, los trenes no llegan a su andén correspondiente. Muchas veces esto se debe a causa de una obra o del retraso de otro tren que debe usar el mismo andén. Cuando se da esta circunstancia, que por suerte no se da muy a menudo, los nervios y la tensión se suele apoderar de los viajeros que están en el andén.

La Deutsche Bahn tiene la tendencia de hacer el cambio de andén justo cuando el tren está entrando en la estación, y ¿qué supone esto para los usuarios del tren?. La respuesta es sencilla: una ruptura de esquemas.

Imagínate que eres una persona, concretamente alemana, que tienes que coger el tren por razones laborales y estás ahí en el andén, con una estrategia mental preparada para entrar por la puerta adecuada y poder sentarse cómodamente en un asiento. De repente, una voz anuncia por el altavoz que el tren está llegando a otra vía, ¿qué harías?.

Como española nunca le he dado mucha importancia al cambio de vía, siempre he ido andando tranquilamente hacia el nuevo andén para coger mi tren, sin embargo, yo siempre veía que los alemanes a mi al rededor salían corriendo como si no hubiese un mañana. Siempre pensé que era por miedo a perder el tren, hasta que hablé con un amigo mío alemán que me explicó que el motivo de tanta prisa era bien distinto.

Según mi amigo la gente corre porque al haber un cambio de andén puede que no consigan sentarse donde quieren (recuerda la estrategia mental de hace un momento), por lo que si consiguen llegar los primeros al nuevo andén podrán entrar los primeros en el tren y sentarse cómodamente. ¿Qué opinas? Yo me quedé bastante sorprendida cuando oí esto…

  • Busca una buena cafetería

Los retrasos muy a mi pesar, y al pesar de los alemanes, no ocurren sólo en verano. Muchas veces las vías del tren se congelan por la bajas temperaturas del invierno, lo que retrasa aún más la llegada y salida de los trenes. Para evitar congelarte de frío te recomiendo que encuentres una buena cafetería donde sirvan buen café para poder amenizar la espera.

Tras una búsqueda intensiva he descubierto un par de sitios interesantes: Cafetiero y Coffe Fellows. 

Ambas ofrecen buen cafe, diversos tés y comida. Además, si pides la tarjeta cliente (eso implica asumir que vas a tener que esperar varias veces al tren 😉 ) el café número 11 te sale gratis.

transporte alemania cafe trenes

 

Pero, ¿es todo negativo en la Deutsche Bahn? ¡Para nada! Viajar en transporte público en Alemania es una buena idea, no sólo porque se ofrecen una gran variedad de tickes (job ticket, Ticket 2000, Ticket 50) que permiten tener ciertas ventajas sino porque los transportes (así como las estaciones de tren) suelen estar muy bien cuidados y rara vez encuentras algo sucio.

Por otro lado, Alemania está intentando implantar transportes públicos más ecológicos y para el 2017 planea el lanzamiento del primer tren de larga distancia con cero emisiones de CO2 que se desplazará impulsado con hidrógeno (aquí te dejo una noticia de EuropaPress sobre este tema Primer tren de pila de hidrógeno).

Espero que te haya gustado este post y que te sirva como “kit de supervivencia en Alemania” 😉

Aquí te dejo unas preguntas por si te animas a comentar el post. Un saludo!

 

¿Has montado alguna vez en un tren alemán? ¿Cómo fue tu experiencia? ¿Eres usuari@ de la Deutsche Bahn? ¿Qué opinas de su servicio?

 

Monaco

Monaco

Si piensas en Mónaco seguro que te imaginas un pequeño país situado en el mediterráneo con un puerto lleno de lujosos yates. Al menos esa era la idea que yo tenía hasta que lo visité este pasado verano.

Puede que durante la época estival su población se triplique y su puerto se llene de lujosos barcos, pero Mónaco es más que galas y lujo.

Un día en Mónaco

Cogimos un tren desde Niza con el que tardamos menos de media hora en llegar a Montecarlo. (A tener en cuenta: el tren va por la costa, las vistas son preciosas!!!).
Al llegar a Mónaco nos dimos cuenta que es una país especial, en las antiguas y empinadas calles de Montecarlo, llenas de edificios de varias alturas y colores, se entremezclan gente de todas las clases sociales, coches de alta gama y turistas.
En nuestro intento por desayunar (llegamos a Mónaco a las 8.30 am) nos pusimos a callejear hasta que llegamos a el famoso casino de Montecarlo. Datado de 1958 acoge el Teatro de Montecarlo, la ópera y una casa ballet entre sus paredes. ¿Sabías que los monegascos tienen prohibida la entrada a las salas de juego?
Siguiendo las huella de Fernando Alonso, Kimi Raikonnen y Hamilton, oséase, siguiendo las marcas que dejan los neumáticos de los coches de F1 por la ciudad, encontramos uno de los Starbucks más bonitos en los que he estado. Situado junto al famoso Nikki Beach esta cafetería se encuentra en una terraza con vistas al mediterráneo, un buen lugar para tomar ese desayuno que tanto ansiábamos.
Monaco
Tras acabar de comer cruzamos el famoso túnel de las carreras de fórmula 1 y llegamos al puerto de Montecarlo, donde pudimos entretenernos admirando yates y embarcaciones de lujo.
Un paseo por el puerto nos pareció insuficiente, por lo que no sólo nos perdimos un rato por las calles de la ciudad sino que también subimos a ver el palacio de los Grimaldi.
A decir verdad me esperaba un palacio más grande, aunque pequeño el lugar tiene su encanto, de hecho, frente al mismo podemos encontrar la zona más antigua de la ciudad (Monaco Ville) donde se entrecruzan pequeñas callejuelas formadas por edificios de colores.
Las vistas desde lo alto de Montecarlo son impresionantes; el puerto, el mediterráneo, los jardines… Todo esta limpio y bien cuidado.
Como hacía mucho calor decidimos ir a la playa. Para ello descendimos por el otro lado de la muralla, nos perdimos entre las calles de Montecarlo, cruzamos sus centros comerciales y paseamos al rededor de su estadio de fútbol. Tras cruzar la calle paralela al mismo, llegamos ni más ni menos que a Francia, donde junto a un pequeño puerto encontramos una playa de arena para relajarnos después de tanta caminata.
Y para finalizar nuestro paseo por Mónaco decidimos volver a perdernos entre sus calles y dar un paseo hasta la estación de tren pasando por la “zona industrial” de la ciudad. En esta zona se encuentran varias empresas de ingeniería industrial y automovilística, al igual que el concesionario oficial de Ferrari en Mónaco.

¿Qué ver en Mónaco?

Aquí te dejo una lista con las cosas más emblemáticas de la ciudad
  • El puerto: Para poder disfrutar de los elegantes barcos atracados en él.
  • El palacio de los Grimaldi: A las 12.00 horas es el cambio de guardia.
  • La catedral: Preciosa, llena de obras de arte y vidrieras. En ella se encuentran las tumbas de los que un día fueron Príncipes de Mónaco, incluyendo la de Grace Kelly y la de Rainiero.
  • El museo oceanográfico: Aunque no llegué a visitarlo me consta que es muy popular (y había muchísima cola para entrar).
  • Sus tiendas: Si tenéis ganas de una buena jornada de shopping en Mónaco encontraréis las marcas más exclusivas.
  • Su estación de tren: Se accede a ella desde distintos lugares cada cual más pintoresco.

 

Y tú, ¿has visitado Monaco? ¿Qué es lo que más te gustó de este país mediterraneo?

Monaco

Utrecht

El pasado fin de semana decidimos empezar el año visitando a nuestros vecinos Holandeses. Para ello elegimos la preciosa ciudad de Utrecht.

image

Un poco de historia…
Antigua ciudad universitaria fue la ciudad más importante de los Países Bajos hasta que Amsterdam la
relevó del trono. Aún cuenta con muchos edificios de la Edad Media, aunque su edificio histórico más destacado es la catedral de San Martin (Dom van Utrecht) cuya torre, de 112 metros, se puede contemplar desde cualquier punto del Casco Antiguo.
Si estáis interesados podéis comprar tickets para subir a la misma ya que desde arriba las vistas son  espectaculares.
 image
Algo más que arquitectura…
Los habitantes de Utrecht no sólo están están orgullos de decir que allí nació el único Papa Holandés sino que también han conseguido que su ciudad sea conocida por sus museos y sus preciosos canales, que nada tienen que envidiar a los de mi querida Amsterdam. Junto a los mismos se pueden encontrar cafeterías y restaurantes donde degustar todo tipo de comida, desde Hamburguesas (que tienen una fuerte presencia en la zona) hasta pequeños cafés curiosamente decorados.
Sorpresa de domingo…
Lo que no sabíamos cuando cruzamos la frontera era que ese día se celebraba el día de la cultura, por lo que la ciudad estaba no sólo llena de gente paseando por sus calles y entrando a comprar en las tiendas, sino que en cada esquina encontrábamos diversos artistas: cantantes, pianistas, modelos, fotógrafos… Tras ver un concierto de piano en la catedral decidimos dar una vuelta donde encontramos cantantes en las calles del casco antiguo, exposiciones fotográficas en cafeterías y músicos tocando diferentes instrumentos al rededor de los canales.
image
Nuestro viaje terminó en Tilburg, al sur del país. Esta conocida ciudad entre los Erasmus nos recibió de noche pero muy iluminada, no sólo los edificios públicos sino también los restaurantes y bloques de viviendas. Allí pudimos disfrutar de la comida típica holandesa: Salchichas, puré de patatas con verdura, croquetas de carne y las estupendas patatas fritas holandesas. Y después de esa gran cena decidimos retirarnos hasta el siguiente viaje.
image

Habéis estado ya en Utrecht? Os gusta?

Creta en 5 días (Parte II)

La idea inicial era bajar al sur visitando distintas playas por el camino. Así que ahí fuimos. Nos montamos en el coche y empezamos nuestro viaje.

Las primeras primeras paradas fueron en pequeñas playas que nos íbamos encontrando por el camino. No recordamos ni los nombres. Según las veíamos ahí que íbamos a ver si eran interesantes.

Nuestra primera gran parada fue Falasarna (playa de la que muchos de vosotros ya habréis oído hablar). Sinceramente nos decepcionó un poco. Esperábamos encontrarnos con una playa de aguas cristalinas y arena blanca pero no sabíamos que para eso aún teníamos que esperar un día más. Sin embargo, decidimos tomar un café en el chiringuito situado junto a la playa antes de continuar nuestro viaje.

Nuestra segunda parada fue en algún punto de la montaña. Conduciendo pasamos por diversos pueblos y pudimos comprar miel a pequeños productores que la vendían a pie de carretera.

A 1600 metros de altura todo era diferente. Las montañas eran verdes y estaban llenas de flores. La carretera era… Bueno, digamos que era un camino de piedras donde cabía un coche solamente y donde había que estar siempre atento por si las cabras se asomaban a saludar (Eso sí, muy educadamente, una vez que ellas querían podías continuar tu camino). El clima también era diferente. Cada 40 kilómetros las condiciones climatológicas cambiaban. Tan pronto pasábamos del sol y el calor tan característico de esta isla como llovía y conducíamos entre la niebla. ¡Un paisaje digno de disfrutar!

image

Tras unas horas llegamos a nuestro destino (y última parada): Paleochora. Una pequeña ciudad situada al sureste de Creta.

Paleochora es un lugar con encanto. Situada al pie de la montaña esta ciudad cuenta con playas tranquilas, calles por las que perderse y un precioso puerto. Una característica peculiar de este lugar son sus casas de colores. No os las podéis perder!

Dónde comer?

En la calle Epar.Od se sitúan los mejores restaurantes de comida griega de la ciudad. No perdáis la oportunidad de cenar en una de sus terrazas mientras disfrutáis del anochecer.

Restaurante donde cenamos. Si os gusta el pescado no os perdáis el emperador, delicioso!!



Y tras 24 horas tumbados a la bartola en la relajante playa situada frente a nuestro hotel, llegó la hora de volver a cruzar la montaña en busca de más playas donde detenernos en nuestro camino al norte.

                                         
Esta vez si encontramos una playa paradisiaca con aguas cristalinas. Pero mejor dejamos el final de nuestro viaje para otro día.

Mientras tanto podéis seguir nuestro diario de viaje  y re-leer el primer capitulo de este post series aquí para conocer más cosas sobre la increíble Creta y su gente.
Y vosotros, habéis visitado Paleochora? Conocíais Falasarna? Qué os pareció? Contadnos vuestras impresiones!

 

Creta en 5 días (Parte I)

De vez en cuando viene bien desconectar. Por ello nos hemos ido de viaje a Creta, la mayor isla griega situada en el mar mediterráneo a la misma distancia de los tres continentes (África, Asia y Europa).

Nos encantó! Por eso queremos compartir con vosotros nuestra experiencia en Creta:

Rethymnon

Es la tercera ciudad más grande de Creta y nuestra primera parada. Comenzar nuestro viaje ahí fue todo un acierto. Esta pequeña ciudad es tan encantadora como sus gentes.

Paseando entre sus antiguas calles descubrimos vestigios históricos que se mezclaban entre tiendas y terrazas preparadas para acoger a los turistas.

image

Chania

Es la segunda ciudad más importante de Creta y nuestra segunda parada. A lo largo de los siglos son varias las culturas que se han establecido en ella dejando su rastro en la arquitectura de la ciudad.

Lo más bonito de Chania es su casco antiguo, rodeado por una muralla. Paseando por sus estrechas calles y contemplando sus casas de color pastel llegamos hasta el puerto donde disfrutamos de unas vistas increíbles.

image

Pero no todo iba a ser patear ciudades sin parar.

Dónde comer platos griegos es también importante. Porque reconozcámoslo, la comida mediterránea tiene algo especial que engancha!

To Patriko

No tenemos palabras para describirlo! Comida griega casera. Todo estaba exquisito! La camarera era un encanto, nos enseño hasta palabras en griego! Fue una comida deliciosa.

Dirección: Panou Korounaiou 25, Rethymnon

Ta chalkina

Precioso restaurante localizado al final del puerto de Chania. Conocido por sus conciertos de musica griega, su comida es deliciosa y sus camareros son muy atentos. No os podéis perder sus champiñones! Una maravilla!

Dirección: Akti Tompazi, Chania
(Los restaurantes fueron recomendados por una amiga expat con sangre griega)

Ahora que hemos hecho turismo y hemos comido en condiciones vamos a descansar un poco.

Vosotros sois más de playa o de montaña? 

En Creta podéis disfrutar de las dos.

Entre Chania y Rethymnon se encuentran varias playas donde poder descansar. En la playa de Daratsos, situada frente a nuestro hotel, pudimos disfrutar de la puesta de sol más impresionante que hayamos visto nunca.

image

Aunque teníamos bastante ganas de playa no pudimos resistirnos a perdernos entre las montañas Griegas.

Por ello alquilamos un coche con el que fuimos desde Chania hasta Paleochora disfrutando de unos paisajes maravillosos y haciendo inesperados amigos por el camino.

image
image

Pero esto ya es otra historia.

Vosotros habéis estado en Creta? Tenéis algún rincón favorito en estas ciudades? Compartirlo con nosotros! 

 

* Si queréis saber más sobre Creta seguid nuestro “Diario de un viaje: Creta” en facebook y no os perdáis nuestros posts Creta en 5 días Parte II y Parte III!